María (y los demás) es el primer largometraje de la catalana Nely Reguera, quien nos presenta esta comedia, que posiblemente hará pasar un buen rato a más de uno.

La película nos relata la peculiar vida de María, una chica que se quedó huérfana muy pequeña y que ha sido siempre el pilar de su familia. Al ser la mayor, siempre ha cuidado de sus hermanos. Su padre acaba de superar un cáncer, cuando deja el hospital, este le comunica a María su intención de casarse con la enfermera que le atendió, mientras este padecía cáncer. María se siente desplazada por su “nueva madre”, ya que ahora su padre ya no necesita cuidados, por lo que María “ahora es libre”, tendrá que construir su independencia personal, valor que sus hermanos ya tienen construido, por lo que, a lo largo de la película se nos mostraran los diferentes planteamientos sobre los planes de vida, que tiene el personaje en mente. En definitiva un viaje hacia la madurez, contrastada con la vida de sus amigos (los demás).

Esta historia puede tener mucha empatía con el público español, ya que lo que nos relata, no nos es muy ajeno, una joven que no se ha emancipado aún, que busca logros profesionales, y construir una vida personal dentro de los estándares, mientras sus amigos le llevan la delantera y esta se está “quedando atrás”.

En cuanto a la originalidad de esta historia, cabe decir, que no es nada nuevo, esta trama es muy recurrente en obras de teatro, como “Nosotros no nos mataremos con pistolas” o “Todo es mentira”.

Los actores son bastante normalitos, eso sí, no desentona ninguno. María está interpretada por Bárbara Lennie, actriz que se alzó con el último Goya a la mejor actriz (por Magical Girl).

Nosotros la pudimos ver en la sección Nuevos Directores de la 64 edición del Festival Internacional de San Sebastián. Tiene previsto estrenarse en diciembre, una muy buena época, la de las navidades, en la que seguro, si es buena su distribución, se hará notar.

Puntuación: 6,3/10

Puntuación usuarios:
Media: 4