Previously on…

También conocido como el famoso “en episodios anteriores…”. Este elemento resulta ser extremadamente querido y repudiado. Ya hay plataformas como Netflix, que te permiten omitir tanto la intro como el resumen de los anteriores capítulos.

Por si fuera poco, muchas veces la elección de los fragmentos a resumir en el previously on, guardan relación directa con los acontecimientos que tendrán lugar en el siguiente episodio. Es decir, portadores de spoilers…

Bien es cierto, que en una era tan saturada de contenidos como lo es la nuestra, es necesario que te refresquen la memoria entre episodio y episodio. Pero…¿y entre temporada y temporada?

Desde luego, lo que es indiscutible, es que tras dos años esperando que salga la nueva temporada de tu serie favorita, algunas cosas se te habrán olvidado. Afortunadamente, algunos canales de Youtube e incluso Netflix, están empezando a realizar resúmenes por temporada.

Un poco de historia

The Life and Legend of Wyatt Earp (1955 – 1961) fue la primera serie en introducir una secuencia explicando lo sucedido en el anterior capítulo. Estados Unidos siempre ha ido dos pasos por delante en el mundo del espectáculo.

No es de extrañar que fuesen los primeros en empezar a escribir guiones más complejos que requerían un esfuerzo extra por parte del telespectador: acordarse. Y más aún antes, que no podías rebobinar ni dejar escapar la oportunidad de ver un capítulo cautivo de una parrilla de emisión y un estricto horario.

Frame de la admirada: The Life and Legend of Wyatt Earp
Frame de la admirada: The Life and Legend of Wyatt Earp

The Life and Legend of Wyatt Earp poseía una sola línea argumental, por lo que “perdérsela” significaba “perderse”. Las grandes cadenas no dejaron escapar la oportunidad de repetir los episodios y aumentar sus ganancias.

Pero había algunas series que eran más fáciles de consumir que otras. Sobre todo aquellas comedias de principios de los sesenta que te permitían engancharte desde cualquier capítulo, como Los nuevos ricos (1961-1971) o La isla de Gilligan (1964-1967).

Un poco MÁS de historia

En los setenta y principios de los ochenta la televisión se llenaría de series policíacas y culebrones mucho más complejas a nivel argumental, como Hill Street Blues (1981-1987), Dynasty (1981-1989) o Knots Landing (1979-1993).

Por primera vez era esencial saber que es lo que había sucedido con anterioridad para poder seguir el hilo narrativo. Comenzaron como un desafío intelectual pero acabaron por asegurar. Estas series recibían un premio tras otro, pero no alcanzaban las cuotas de audiencia deseadas…

Hill Street Blues, Michael Warren, Veronica Hamel, Daniel J. Travanti, Michael Conrad y Bruce Weitz,
HILL STREET BLUES, Michael Warren, Veronica Hamel, Daniel J. Travanti, Michael Conrad, Bruce Weitz, (Season 1), 1981-87, photo: Robert Phillips/Everett Collection

El splice-and-dice revolucionó la manera de las recapitulaciones. Dejábamos de escuchar aquella voz que nos llevaba de la mano, y comenzaba un resumen visual que troceaba y montaba escenas de anteriores episodios.

Las series de los noventa ya las conocemos todos: Buffy Cazavampiros (1997-2003), Expediente X (1993-2018) o Twin Peaks (1990-1991). En este punto llegaría el formato estándar del Previously on que más nos suena.

¿Cómo se hace una buena recapitulación?

No hay una sola manera correcta. Las hay más expositivas y más conceptuales. Siempre habrá quienes las odien y amen sin importar su estructura.

Jonathan Pledger, editor de exitosas series de la talla de The Office, comparó el arte de las recapitulaciones con la elaboración de puzzles:

“Una escena puede recortarse de cinco maneras diferentes. Pueden contener distinto subtexto o tono. Las posibilidades son infinitas.”

¿Y a ti? ¿Qué opinión te merece este recurso narrativo?

Puntuación usuarios:
Media: 0